Publicador de contenidos

Atrás

Zumarraga se convierte en referente para las personas con baja visión

La asociación Retinosis Gipuzkoa Begisare presentará del 4 al 18 de octubre en la Casa de Cultura Zelai Arizti la exposición Experimenta la baja visión.

04·10·2018


Zumarraga se convierte en referente para las personas con baja visión

 

  • La asociación Retinosis Gipuzkoa Begisare presentará del 4 al 18 de octubre en la Casa de Cultura Zelai Arizti la exposición Experimenta la baja visión.
  • La baja visión es un grado menor que la ceguera. Más del 2% de la población sufre baja visión. La retinosis pigmentaria es una de las afecciones que causan baja visión, no la única.
  • Retinosis Gipuzkoa Begisare ha creado el distintivo “Tengo Baja Visión” para que las personas que padecen baja visión, sea cual sea el motivo de la misma, puedan ser identificadas fácilmente, mejorando así la comprensión e interacción social.

 

Experimenta la Baja Visión: Tengo Baja Visión – Tengo Baja Visión VR

 

Comprender cómo ve una persona con baja visión puede ser difícil. Por desconocimiento, porque existen diferentes síntomas, y porque hay distintos grados de pérdida de visión. Las aplicaciones gratuitas Tengo Baja Visión y Tengo Baja Visión VR, desarrolladas por la asociación, permiten ponerse en la piel de una persona con baja visión.

 

Del 4 al 18 de octubre Retinosis Gipuzkoa Begisare expondrá en la casa de cultura Zelai Arizti la exposición Experimenta la baja visión en la que, además de encontrar información sobre la condición, se podrá ver con baja visión. Solo es necesario que los participantes se descarguen la aplicación Tengo Baja Visión VR en su smartphone, seleccionen el síntoma a probar y el grado de evolución del mismo, introduzcan el móvil en las gafas VR a su disposición y se las pongan. Para obtener más información sobre el proyecto y poder ver la simulación a través de la pantalla del móvil sin necesidad de gafas VR, también se puede descargar la aplicación Tengo Baja Visión.

 

Durante estas dos semanas y en paralelo a la exposición, la asociación impartirá una charla a la ciudadanía, a comerciantes y hosteleros, y al personal de atención al público del ayuntamiento sobre qué es la baja visión, el distintivo Tengo Baja Visión y cómo se debe interactuar con las personas con baja visión. Asimismo y con el fin de enfatizar el compromiso del pueblo por tener en cuenta los problemas de visión, tanto las dependencias de cara al público del ayuntamiento como los comercios y bares que así lo deseen lucirán unas banderolas con el mensaje “Tengo Baja Visión – Aquí lo tenemos en cuenta”. Por otro lado, son varios los centros escolares que se han puesto en contacto para llevar la sensibilización al aula, lo cual lo haremos a lo largo del curso escolar.

 

Asimismo, el transporte público Lurraldebus a través de su flota, colocará cartelería que anunciará la exposición, colaborando así en la sensibilización sobre la baja visión.

 

Finalmente, las personas que vayan al cine Zelai Arizti tendrán ocasión de ver el vídeo didáctico “Tengo Baja Visión” que se proyectará antes de cada película.

 

Con la creación de las aplicaciones Tengo Baja Visión, la exposición Experimenta la Baja Visión y las acciones paralelas, la asociación pretende dar a conocer a la población la existencia de personas que, sin ser completamente ciegas, tienen grandes problemas visuales. Este conocimiento tendrá un impacto favorable en la vida de estas personas, ya que contribuirá a la construcción de una sociedad más inclusiva e integradora de las personas con baja visión.

 

Baja Visión

 

La baja visión es la condición visual que padece una persona con una reducción importante de su visión, que no mejora utilizando la corrección óptica adecuada ni con tratamiento farmacológico o cirugía, y que por ello sufre una incapacidad para realizar tareas de la vida cotidiana. Algunas de las enfermedades que causan baja visión son la degeneración macular, Retinosis Pigmentaria, aniridia, cicatrices en la córnea, retinopatía diabética, glaucoma o problemas con el nervio óptico, cuyos síntomas se presentan en forma de visión borrosa generalizada, pérdida de la visión central, de la visión periférica o de una parte del campo visual.

 

En el Estado español 980.000 personas tienen una discapacidad visual, de las que 60.000 padecen ceguera y el resto, 920.000 personas, el 2,1% de la población, sufren baja visión.

 

 

 

 

Incomprensión

 

Muchas personas no familiarizadas con la baja visión piensan en la vista como algo que se tiene o no se tiene, y entienden los problemas de visión como algo que se corrige con gafas o con una operación. Generalmente, cuesta entender que una persona en algunas situaciones se desenvuelva con normalidad pero en otras necesite ayuda o un bastón blanco. Las personas con baja visión se sienten a menudo incomprendidas o malinterpretadas por los demás cuando, sin motivo aparente, se mueven excesivamente despacio o se comportan de forma extraña. Este hecho es especialmente frecuente entre los discapacitados visuales que no muestran anormalidad visible en sus ojos, es decir, que pueden fijar correctamente la mirada.

 

Distintivo “Tengo Baja Visión”

 

Para facilitar el entendimiento y mejorar la interacción social BEGISARE, la Asociación de Afectados por la Retinosis Pigmentaria de Gipuzkoa, se propuso idear algún sistema que hiciera visibles a las personas con esta dificultad, que las identificara como personas con baja visión.

 

Así, el 17 de diciembre del 2013, nació el distintivo “Tengo Baja Visión”, en forma de chapa y brazalete, con la representación de un ojo verde y la frase autoexplicativa en primera persona “Tengo Baja Visión”. Se trata de un proyecto sin ánimo de lucro que pretende aglutinar a todos los colectivos relacionados con la baja visión a nivel estatal (pacientes y especialistas) para trabajar conjuntamente en su difusión y lograr así que las personas con baja visión puedan ser fácilmente identificables.

 

El distintivo “Tengo Baja Visión” tiene como objetivos principales facilitar la interacción social y mejorar la comprensión de las personas que sufren baja visión, así como sensibilizar a la población sobre la existencia de la baja visión.

 

Son usuarios potenciales del distintivo todas las personas que sufran baja visión y que quieran hacerse reconocibles como tales con el fin de mejorar su interacción social. También las personas usuarias de bastón blanco/perro guía que, con la utilización del distintivo “Teno Baja Visión”, quieran aclarar que tienen un resto de visión útil.

 

El proyecto cuenta con el apoyo del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, Osakidetza, Gobierno Vasco, Diputación Foral de Gipuzkoa y varios Ayuntamientos y empresas privadas de Gipuzkoa. Tanto asociaciones de discapacitados visuales a nivel estatal (distrofias de retina, glaucoma, miopía magna, aniridia, etc.), como organizaciones y empresas relacionadas con la baja visión (Clínica Barraquer, Instituto de la Mácula I de la Retina, IMO – Instituto de Microcirugía Ocular, Sociedad Española de Especialistas en Baja Visión, Centros Oftalmológicos, Ópticas, etc.) se han adherido al proyecto para colaborar en su difusión y lograr que el distintivo sea reconocido por toda la población en general, ya que solo cuando se consiga que sea ampliamente conocido, será de máxima utilidad para las personas con baja visión que lo utilicen.

 

Para más información:

www.tengobajavision.com

https://youtu.be/mftfLBivCco

http://youtu.be/s9dZ20pw2ZM

www.begisare.org